La serigrafía en tela es una de las tecnologías más populares y versátiles para aplicar imágenes a una variedad de materiales, desde algodón y tejidos de punto hasta nailon y poliéster. La serigrafía se utiliza para casi todo tipo de productos promocionales, desde camisetas hasta paraguas. Al decidir sobre dicha impresión, se selecciona una tecnología que permite una impresión en color de alta calidad con la garantía de que los dibujos serán claros, contrastantes y resistentes a la abrasión.

¿Qué es la serigrafía sobre tela?

La serigrafía es un método de reproducción de imágenes que utiliza una plantilla, es decir, una placa de impresión especial, a través de la cual la pintura penetra en la superficie impresa en aquellos lugares que corresponden a los elementos de impresión. El espesor de la capa de pintura puede variar de 10 a 100 micras, lo que garantiza una alta calidad de imagen. Solo en serigrafía se pueden utilizar tintas fluorescentes para conseguir diversos efectos especiales. Puede ajustar el grosor de las capas de pintura, crear un relieve y una imagen volumétrica. La imagen hecha en la tecnología de serigrafía en la tela tolera perfectamente el lavado frecuente. No se desvanece con el tiempo. En otras palabras, su durabilidad está garantizada. Además, la serigrafía sobre tela es ligeramente más económica que otros métodos de impresión, independientemente del tamaño. Está permitido aplicar un patrón a productos impregnados: chaquetas y cazadoras.

Serigrafía: ventajas clave de la serigrafía sobre tela

La serigrafía en tela es popular y, a pesar de que muchas de las últimas tecnologías para transferir imágenes a textiles se presentan en el mercado, la serigrafía es apreciada por las siguientes razones:

  • Actuación. Este método de impresión proporciona el mejor rendimiento posible a un bajo costo por página.
  • Grandes oportunidades. Cualquier tejido, tanto natural como sintético, puede utilizarse como soporte.
  • Pureza ecológica. En el proceso de impresión se utilizan tintes seguros y respetuosos con el medio ambiente, que se caracterizan por una alta resistencia a factores externos.
  • Durabilidad. Después de muchos lavados, la imagen serigrafiada conserva su tono y claridad originales.
  • El costo de la serigrafía en tela es bajo y la mayor parte del costo se destina a la producción de una plantilla para un proyecto futuro.

Tecnología de serigrafía sobre tela

La serigrafía sobre tela se utiliza para imprimir diversas inscripciones, logotipos, números, dibujos y fotografías. Es perfecto para imprimir en camisetas, bufandas, pañuelos, sudaderas, bolsas promocionales. Esta es una tecnología única de aplicación de la imagen, en la que la pintura se aplica al material apretando a través de la placa de serigrafía (malla).

El proceso de serigrafía sobre tela consta de varias etapas:

  • En primer lugar, el diseño del proyecto se divide en colores, y con la foto de salida, se hacen por separado para cada color.
  • Luego se hacen plantillas (placas de impresión) dependiendo de la cantidad de colores a la que se expongan las imágenes. La pintura debe pasar a través de la malla solo en lugares estrictamente definidos.
  • Las planchas de impresión se instalan en el carrusel y se alinean.
  • La tela se coloca en la mesa de la máquina, se coloca la forma y la pintura de un color, después de secar el segundo y así sucesivamente hasta que se aplican todos los colores.
  • El paso final en la serigrafía sobre tela es curar la tinta en un secador de túnel donde finalmente se cura.

El efecto decorativo de la serigrafía sobre tela

Las ventajas de esta tecnología son la variedad de colores y texturas, la posibilidad de imprimir en un área grande y la durabilidad de la imagen. Las tintas plastisol y a base de agua se utilizan para la serigrafía en tejidos. Los primeros son más intensos, mientras que los segundos se consideran más ecológicos, son menos expresivos, pero también se ven muy interesantes. Las tintas plastisol metalizadas, luminiscentes o fluorescentes permiten una gran variedad de efectos especiales. La pintura fluorescente brilla bajo la luz ultravioleta.Gracias a la pintura metalizada se puede obtener una superficie dorada o plateada para su aplicación. Las tintas a base de agua penetran las fibras de la tela, mientras que el plastisol envuelve estas fibras para formar una película delgada sobre el producto. Las tintas fluorescentes crean imágenes extremadamente ricas que se ven muy bien a la luz del día y también se activan con la luz ultravioleta. La tela con este estampado es un claro ejemplo de las maravillas de la física: la pintura absorbe la energía del sol y la convierte en partes visibles en el espectro cromático. El laminado le permite crear estampados con un efecto iridiscente en los textiles. El sustrato incoloro se serigrafía sobre la tela, se aplica una hoja de papel de aluminio en la parte superior y se fija con una prensa térmica. Los estampados de lámina se ven muy bien en las camisetas. Se utilizan tonos de oro, plata y cobre para crear imágenes inusuales y emocionantes. Las pinturas metálicas combinan perfectamente con los textiles, son suaves y brillan al sol. Estas tintas se pueden usar para letras y logotipos simples, así como para imágenes degradadas complejas y detalladas en camisetas. La posibilidad de utilizar la serigrafía en tejidos es enorme, se necesita un poco de creatividad y conocimientos profesionales.

 

Inglés Alemán Polaco Francés